Will Rodríguez: Recuerdos de Dzitbalché

jueves, abril 06, 2006

Recuerdos de Dzitbalché















































Qué bobas son las mujeres
que nos tratan de engañar —me dijiste.
Ya nadie la mira, ya nadie suspira
ya sus almohaditas nadie las quiere apreciar.
“La Engañadora”, chachachá.
Enrique Jarrín (Cuba, 1926-1987)

Mi papá nació en Dzitbalché, Campeche, en 1931. Se llama Yanuario Nicolás Rodríguez Rodríguez y fue el segundo de tres hijos de un matrimonio de primos hermanos, como se acostumbraba en esa época entre algunas familias de ascendencia española. Mis abuelos eran Clodualdo Rodríguez Rodríguez (1904-1939) y Dolores Blanca Rodríguez Bautista (1906-1983), también nacidos en Dzitbalché. Yano, como le dicen a mi papá de cariño, vivió los primeros ocho años de su vida en su pueblo natal, hasta la muerte su padre causada por la varicela. Clodualdo tenía una tienda de abarrotes y traía cerdos de Chiapas para su venta en pie en la población. Al morir él, sus negocios se vinieron abajo y mi chichí tomó la decisión de emigrar a la ciudad de Mérida, Yucatán, en busca de una ocupación que le permitiera sacar adelante a sus hijos (los otros dos fueron Luis Jesús, nacido en 1928, y William Hernán, nacido en 1938).
Ya instalada en el Barrio de La Ermita de dicha capital, Lolita se dedicó a la repostería y cumplió con mucho esfuerzo su objetivo de criar dignamente a sus hijos. Los tres resultaron muy trabajadores y lograron establecerse con éxito en la capital yucateca. Luis se casó con la señorita Trinidad Bolio Luján en 1952, Yanuario con Hidy Elizabeth Manzanilla López (mi mamá) en 1959, y William con Ligia Margarita Baquedano Gómez en 1972.
A pesar de haberse alejado de su pueblo natal, Lolita y sus hijos mantuvieron estrecho contacto con sus familiares campechanos, quienes vivían tanto en Dzitbalché como en la ciudad de Campeche. De estos dos municipios es de donde vienen mis primeros recuerdos de viaje, toda vez que fui desde muy pequeño el acompañante oficial de mi chichí. Ella solía visitar Dzitbalché cada vez que podía. Nos íbamos en camión y llegábamos a ese pueblo alegre y caluroso donde nos aguardaba una casa grande de techos altos, cuyas puertas de madera se cerraban con trancas. La casona estaba frente al parque central y a la iglesia, en la cual mi tía Raquel Vera Rodríguez tocaba el órgano (ella era intérprete de piano y mandolina). En ocasiones también viajábamos en coche con mis papás y mis hermanos y de regreso nos desviábamos hacia Pomuch, donde papá nos compraba deliciosos panes rellenos de jamón y queso.
Casi todas nuestras visitas al pueblo coincidían con la fiesta religiosa que se celebra en agosto. Ponían en el parque numerosos puestos de juegos y comida y yo paseaba por ahí de la mano de mi chichí. Rescato de la memoria una canción que expulsaban las bocinas del equipo de sonido: esa pieza de “La Engañadora”, de la cual supe hasta hace poco que es el primer chachachá del que se tiene registro. También recuerdo entre brumas una pelea entre dos borrachos que se golpeaban el rostro a puño cerrado; la sangre brotaba de ambas caras y la gente alrededor de ellos no hacía nada por separarlos, sino que disfrutaba del pleito. Otra imagen que guardo de la fiesta del pueblo es la de una misa nocturna: chichí estaba rezando y yo canturreando o habloteando; en eso una mestiza sentada en la banca de atrás me sacudió el hombro y me dijo xo pelaná (quien no conozca el significado de esta sentencia en maya, que lo investigue).
Frente a cualquier recuerdo que pudiera tener de Dzitbalché, lo más interesante no es lo que ahí viví ni lo que pude haber vivido, sino lo que mi chichí me contó de su hermano: Rodrigo fue muerto a manos de los revolucionarios; estaba escondido en los gallineros, pero ellos lo encontraron y le dispararon. Hasta ahora me cuesta entender lo dura que fue la Revolución. También me es difícil ubicar a Campeche y Yucatán en ese contexto. Pero sobre todo relaciono esta anécdota como un hecho muy triste para mi chichí.
La mayoría de los tíos y primos de mi papá se fueron a vivir a Mérida o a Campeche. A esta última también la visité mucho en mi infancia. Ahí nos hospedábamos en casa de la tía Medach o con sus hijas ya casadas; el papá de ellas era el profesor Hernán Silva Rodríguez, primo de mi papá, quien fue colaborador del gobernador Negro Sansores y tenía un hermoso rancho de nombre La Faena, ubicado entre Escárcega y Champotón, donde fue asesinado por dos de sus empleados a principios de la década de los ochenta. De entre los parientes dzitbalcheños que viven en Mérida a la que más veo —cuando estoy ahí de visita, pues vivo en la ciudad de México— es a mi tía Nelly Rodríguez Baqueiro viuda de Xacur, quien a sus más de noventa años de vida conserva su belleza y su interesante plática. Ella me cuenta de sus bailes de juventud, de las fiestas, de la vida en ese Dzitbalché más antiguo que su memoria y al que algún día volveré.

21 Comments:

Anonymous Anónimo said...

Estaba buscando informaciónm sobre matrimonio entre primos hermanos y sus posibles futuros hijos y me topé con tu blog. Me alegra darme cuenta que esto se daba sin problemas como piensa la mayoría de la gente, y q los niños q nacían, como el caso de tu padre, no siempre nacían enfermos o con down. Me encantaría me dieses tu opinión en cuanto a esto. Existen muchos prejuicios. Yo estoy profundamente enamorada de mi primo hermano, pero me da temor lo q piensa el colectivo de gente en torno a este tema.

saludos.
andrea.

12:23 a.m.  
Blogger Will Rodríguez said...

Hola Andrea
Gracias por tu mensaje. La verdad no soy muy conocedor del tema; sólo sé lo que viste en mi texto. Lo que sí te puedo decir es que hay que luchar por el amor. A veces es muy difícil ganar, pero no debes dejar de intentarlo. Con respecto a la paternidad, la verdad es que sí a veces piensso que mis sobrinos puedan llegar a tener algún hijo con algún problema, pues muchas cuestiones hereditarias y genéticas se manifiestan a la cuarta generación. Saludos.

5:04 p.m.  
Blogger reno said...

Hello !

greetings from Belgium !

Regards

Renaud

12:12 p.m.  
Blogger Daniel said...

¡Hola!

Estaba buscando información de Dzitbalché para poner en una página que me gustaría hacer cuando llegué aquí.

Pues yo soy de Dzitbalché. Viví ahí por 15 años, hasta que en 2001 fui a Mérida a estudiar la prepa. Tengo muy buenos recuerdos de mi pueblo natal, que desde 2001 ascendió a ciudad. ¿Tienes más información sobre Dzitbalché?

Precisamente estuve en la fiesta del 15 de agosto, con mi familia. Tengo algunas fotos que tal vez te interesen.

Te dejo mi correo:
dzitbalche@gmail.com

Saludos.

5:32 p.m.  
Blogger Will Rodríguez said...

Hola Daniel
Mil gracias por visitar mi blog. Lamentablemente no tengo más información de Dzitbalché que la que menciono aquí, pero clar que me gustaría que me mandaras las imágenes que tienes, pues me ayudarían a recordarlo. Saludos.

5:54 p.m.  
Anonymous Anónimo said...

Hola, yo soy de Dzitbalche y me llamó la atención su texto, desafortunadamente no se me hace conocido el nombre de su padre, pero indagaré un poco. aunque sé que no será necesario alejarme tanto, pues es un pueblo pequeño (unos 12000 hbs aprox.)
Saludos y que bueno que no se olvide de sus raices...

4:20 a.m.  
Blogger Will Rodríguez said...

Hola. Pues mil gracias por visitar mi blog y por interesarte en ubicar las referencias de mi papá. Cualquier cosa, por favor avísame por este medio. Saludos.

3:48 p.m.  
Anonymous FERNANDO said...

HOLA ME LLAMO JOSE FERNANDO DZUL RODRIGUEZ TENGO 27 AÑOS, Y HE VISTO LA MANERA EN QUE ESCRIBES Y RELATAS ESO HABLA BIEN DE QUE TE SIENTES ORGULLOSO DE TUS RAICES. SOY DE DZITBALCHE Y A LO MEJOR SOMOS PARIENTES LEJANOS POR MI DIFUNTO ABUELO FRANCISCO RODRIGUEZ LARA, YO ACTUALMENTE TRABAJO EN CANCUN Y SEGUIDAMENTE VOY AL PUEBLO (ahora ciudad)PERO NO DEJA DE SER UN LUGAR TRANQUILO QUE A TODO VISITANTE SE ENAMORA DE ELLA,TIENES MUCHOS NOMBRES CONOCIDOS QUE POR ALGUNA VEZ SE HAN HABLADO EN MI FAMILIA SOBRE ANECDOTAS PASADAS. A LA QUE LE VOY A PREGUNTAR ES A MI ABUELA QUE ESTA TODAVIA VIVA PARA SABER SI SOMOS O NO PARIENTES, ELLA SE LLAMA FLORENTINA PEREZ MANRIQUE CONOCIDA COMO DOÑA LOLA (ABUELA LOLA) HABER SI ALGUN DIA NOS CONOZCAMOS . SALUDOS Y EXITO.

3:49 p.m.  
Anonymous FERNANDO said...

HOLA A LO MEJOR SOMOS PARIENTENTES POR PARTE DE MI FINADO ABUELO FRANCISCO RODRIGUEZ LARA, YO ME LLAMO JOSE FERNANDO DZUL RODRIGUEZ Y SOY DE DZITBALCHE ACTUALMENTE CASI NO ESTOY EN ESE LUGAR POR MI TRBAJO PERO SEGUIDAMENTE LLEGO PARA ALLA, TIENES MUCHOS PARIENTES QUE SE ME HACEN CONOCIDOS PORQUE SE HAN MENCIONADO ALGUNA VEZ EN MI FAMILIA. MI ABUELA LOLA DEBE SABER SI SOMOS PRIMOS O NO LE PRGUNTARE.VEO QUE TE GUSTA MUCHO LA REDACCION Y TIENES UN CURRICULUM AMPLIO.LO MAS IMPORTANTE LA EDUCACION QUE TE HAN HEREDADO TUS PADRES Y LO ORGULLOSO QUE TE SIENTES DE TUS RAHICES.PUES ESPERO QUE ALGUN DIA NOS CONOZCAMOS. SUERTE Y QUE SIGAS COCINANDO EXITOS

4:03 p.m.  
Blogger Will Rodríguez said...

Hola Fernando
Muchas gracias por visitar mi blog y por tus comentarios. Espero que te esté yendo muy bien en Cancún. Voy a preguntarle a mi papá acerca de las personas que mencionas. Seguramente son conocidos o hasta parientes. Sigamos en contacto. Si deseas escribirme, también puedes hacerlo a lalineaperfecta@yahoo.com.mx
Te mando un abrazo.
Will

5:30 p.m.  
Anonymous Alvar Fco said...

Hola Will, Antes que nada permiteme felicitarte por todo lo que recuerdas pues se necesita haber vivido lleno de imagenes que impregnan un sabor a vida tradicional pueblerina muy rica en modismos y tradiciones como lo son las nuestras, Yo tambien soy de Dzitbalche, mi nombre es Alvar Francisco Sosa Herrera y siempre he pensado que aportar es mas importante que criticar o desdeñar algo creo que de algun modo ver lo mejor de la vida y compartirla con nuestros hijos da pie a cambiar la vision de una generacion de la cual ellos forma un futuro ya no muy distante, soy de profesion maestro (hermosa labor) y lo que mas me agradaria es que tuvieras dentro de tus posibilidades visitarnos algun día a esta tu ya gran casa me pongo a tus ordenes en el 9964310223 y cel 9961012359 y de nueva cuenta y en hora buena Felicidades...
P.D. Perdona la ortografia

12:50 a.m.  
Anonymous Will said...

Hola Álvar
Muchas gracias por escribirme y por invitarme a Dzitbalché, a donde seguramente iré de visita apenas pueda. Espero poder conocerte. Te llamo por teléfono cuando se acerque la posibilidad de ir para allá. Saludos.

10:47 a.m.  
Anonymous Anónimo said...

Hola Will,mi nombre es Isabel, me encantó tu redacción acerca de Dzitbalché, y sabes me hizo recordar muchas cosas, yo soy igual de Dzitbalché, pero desde pequeña me llevaron a vivir a Tabasco y lo escribiste me recuerda a cuando visitaba ese lugar cadas vacaciones, sus fiestas y todo, mi abuela materna aún vive allá y lo que mas me encantaba era llegar y revisar todos los albumes fotográficos, esas fotos son maravillosas, te dejo mi mail kelita_16@hotmail.com, ojala podamos estar en contacto y platicar y cuando quieras te enseño las fotos, son espectaculares, hay hasta de cuando Chuc say empezaba a ser Chuc Say, jejejeje, saludos, ke estes bien y a ver cuando visitas dzitbalché no?

3:04 p.m.  
Blogger Will Rodríguez said...

Hola Isabel
Muchas gracias por tus comentarios. Espero que algún día podamos reunirnos para ver las fotos. Por lo pronto me motivaste a buscar en mis archivos unas fotos familiares antiguas de Dzitbalché, las cuales acabo de subir al blog. Te mando un abrazo y te escribo también a tu correo para no perder el contacto. Hasta pronto.

6:01 p.m.  
Blogger daniel said...

Hola Will mi nombre es Daniel Pech Cauich Soy Medico Actualmente haciendo la especialidad en Pediatria en el estado de veracruz, soy originario de la ciudad de Dzitbalche, como todos mis antepasados, me da gusto saber de personas que se siente orgullosos de sus raices, disfuto mucho el estar en ese lugar la gentileza de sus habitantes, de la tranquilidad, de los atardeceres en la plaza con el canto de los pajaros, de sus tradiciones, de sus fiestas,es un lugar que extraño mucho al que yo le llamo mi casita, al qu espero volver algun dia, saludos espero estemos en contacto, y no me queda mas que desearte éxito

1:55 p.m.  
Blogger daniel said...

Hola Will Mi nombre es Daniel Pech Cauich, soy originario de esa hermosa ciudad, de la cual guardo recuerdos de mi infancia, soy medico actualmente estor realizando especialidad en pediatria en el estado de veracruz, me da gusto saber de personas como tu que se sientes orgullosos de sus raices, espero sigamos en contacto

1:58 p.m.  
Anonymous olga rodriguez said...

hola soy olga rodriguez lo mas seguro es que seamos parientes p la descendencia que mencionas mi abuelo fallecido ya fue rodolfo rodriguez lara hermano d rosa rodriguez de vera haber si t dice algo las hijas tias mias son olga vera,raquel etc act mente estan en campeche y cuando igual q tu voy a las fiestas coincidimos vivo en merida y tambien me siento orgullosa d mis raices y del lugar q me vio crecer ojala podamos tener contacto alguna vez un saludote y mucho exito.

1:30 a.m.  
Blogger Will Rodríguez said...

Hola Olga
Pásame tu mail para ponernos en contacto. Saludos.
Will
lalineaperfecta@yahoo.com.mx

1:18 p.m.  
Blogger BASTARD said...

Hola will
Me llamo Luis, y soy de Dzitbalche. Prácticamente mi infancia la viví en el pueblo y los pocos recuerdos que tengo los tengo bien presentes. En ocasiones quisiera ver imágenes y recordar aquellas épocas ya que por el trabajo y la distancia no me permite visitarlo como quisiera. Aún tengo familia ahi, tíos abuelos, primos segundos. Mi abuelita con la que crecí se llamaba María Cristina González y le decían chela. Con ella tuve una infancia maravillosa hasta los 6 años en que mi mama volvió por mi para llevarme con ella. Mi abuelita murió en la década de los 80's y desde entonces ya no volvimos al pueblo más que en ocaciones cuando viajábamos en carro pasábamos a visitar a algún familiar. Nunca voy a olvidar la casa donde vivía mi abuela. Era de techos altos y puertas de madera que se cerraban con trancas. El piso rojo y muebles de madera. Ella vivía aún costado del parque frente a una cantina que no recuerdo el nombre. Las calles aún estaban sin pavimentar excepto la calle principal y la que rodeaba el parque. A mi me toco ver el parque con un árbol enorme y el campo de fut donde se reunían a jugar en la noche. Ya posteriormente fue remodelado y anexaron arriates y kiosco. No soy tan viejo tengo 36 años pero aun así recuerdo perfecto esa época. Mi abuela era modista, era divorciada y de eso viviA. Aún siento el olor de las mercerías, de la tela nueva, el sonido de los cortes de las tijeras. Y las interminables charlas de mi abuela con las encargadas. Las tiendas de esa época eran diferentes, aún se podía comprar dulces por kilo, café por kilo. Y el aceite por litro. Y como olvidar el cine donde los domingos cuando mi mama me visitaba nos íbamos a ver la película de moda. Podría hablar horas de aquel épocaY Mis experiencias, pero no terminaría nunca. Ahora el
Pueblo fue la última morada de mi abuela y mi madre. Tampoco tenemos casa ahí, por lo que sólo cuando tengo la oportunidad de ir ha sido de paso.
Es un pueblo mágico y ojalá las nuevas generaciones valoren y cuiden el patrimonio cultural e histórico que existe entre sus calles y personas. Saludos desde Cancún.

1:26 p.m.  
Blogger BASTARD said...

Hola will
Me llamo Luis, y soy de Dzitbalche. Prácticamente mi infancia la viví en el pueblo y los pocos recuerdos que tengo los tengo bien presentes. En ocasiones quisiera ver imágenes y recordar aquellas épocas ya que por el trabajo y la distancia no me permite visitarlo como quisiera. Aún tengo familia ahi, tíos abuelos, primos segundos. Mi abuelita con la que crecí se llamaba María Cristina González y le decían chela. Con ella tuve una infancia maravillosa hasta los 6 años en que mi mama volvió por mi para llevarme con ella. Mi abuelita murió en la década de los 80's y desde entonces ya no volvimos al pueblo más que en ocaciones cuando viajábamos en carro pasábamos a visitar a algún familiar. Nunca voy a olvidar la casa donde vivía mi abuela. Era de techos altos y puertas de madera que se cerraban con trancas. El piso rojo y muebles de madera. Ella vivía aún costado del parque frente a una cantina que no recuerdo el nombre. Las calles aún estaban sin pavimentar excepto la calle principal y la que rodeaba el parque. A mi me toco ver el parque con un árbol enorme y el campo de fut donde se reunían a jugar en la noche. Ya posteriormente fue remodelado y anexaron arriates y kiosco. No soy tan viejo tengo 36 años pero aun así recuerdo perfecto esa época. Mi abuela era modista, era divorciada y de eso viviA. Aún siento el olor de las mercerías, de la tela nueva, el sonido de los cortes de las tijeras. Y las interminables charlas de mi abuela con las encargadas. Las tiendas de esa época eran diferentes, aún se podía comprar dulces por kilo, café por kilo. Y el aceite por litro. Y como olvidar el cine donde los domingos cuando mi mama me visitaba nos íbamos a ver la película de moda. Podría hablar horas de aquel épocaY Mis experiencias, pero no terminaría nunca. Ahora el
Pueblo fue la última morada de mi abuela y mi madre. Tampoco tenemos casa ahí, por lo que sólo cuando tengo la oportunidad de ir ha sido de paso.
Es un pueblo mágico y ojalá las nuevas generaciones valoren y cuiden el patrimonio cultural e histórico que existe entre sus calles y personas. Saludos desde Cancún.

1:26 p.m.  
Blogger Will Rodríguez said...

Hola Luis. Muchas gracias por tu mensaje. Qué bonitos recuerdos. Saludos.

1:43 p.m.  

Publicar un comentario

Links to this post:

Crear un vínculo

<< Home